Blogia
Cubaneo Cotidiano

PROHIBIDO DORMIRSE EN LOS LAURELES...

PROHIBIDO DORMIRSE EN LOS LAURELES...

Los griegos de la antigüedad alertaban a no dormirse en los laureles, en clara referencia a aquellos que eran coronados con una corona de laureles, signo de triunfo, ya fuera en las lides deportivas como en las literarias. Costumbre que llegó hasta el siglo XIX, por la que se coronaban a los poetas y escritores famosos con una corona de laurel. Esto me trae a la memoria la imagen de la famosa poetisa Gertrudis Gómez de Avellaneda, cuando fue coronada de esa manera por la excelencia de su poesía. Pero el dicho se refiere a que no es conveniente dormirse en las glorias alcanzadas, sino que toda persona humana, más allá de sus logros y sus éxitos, debe preocuparse siempre por crecer y avanzar, y no precisamente como el rabo de la vaca, que crece pa´bajo, o como el cangrejo, que avanza pa´trás.

Pero de lo que trata la noticia que me ha llamado la atención es que en la China comunisto-capitalista de nueva marca, donde sobreabunda la burocracia propia de los estados totalitarios, y campea el reunionismo (mal hábito de intentar resolverlo todo con una reunión, que casi siempre dura horas y horas) inútil que nada resuelve, es un mal común que los menos avezados y entrenados en esas cuestiones terminen echando un cabezazo o una buena pescada de sueño, con el peligro de ser descubiertos por los vigilantes extremistas, que también abundan en ese sistema nefasto.

Por eso, en las noticias pudimos leer que seis responsables de compañías y agencias gubernamentales chinas fueron sancionados y destituidos de sus puestos por dormirse, y no precisamente en los laureles, sino en el acto de celebración del 30 Aniversario de la política de Reforma y Apertura, que China celebró el pasado 18 de diciembre. El problema no fue que fueron descubiertos por algún cancerbero (léase perro) del aparato represivo del Partido Comunista, sino que por los videos y fotografías tomados durante el Acto, los cuales fueron puestos en la TV y en varios website en internet, todo el mundo pudo ver cómo estos seis importantes dirigentes roncaban y cabeceaban plácidamente, mientras el Jefe hablaba y los corifeos alababan al gobierno. 

 Definitivamente, dormirse en los laureles no es algo bueno, y mucho menos en un acto del Partido Comunista porque, como decimos en Cuba, ese es el modo más expedito para¨"perder güiro, calabaza y miel", o sea, que pierdes todo, como estos seis dirigenticos comunistoides y oportunistas, que perdieron el puesto, el salario, los privilegios y prebendas, y para colmo le quitaron el carnet rojito del Partido, así que a partir de ahora, a comer yerba, y si es hoja de laureles, mejor, para que la próxima vez no se duerman en los actos políticos, a no ser que uno sea el Jefe o la mujer del Jefe, como le sucediera a la difunta Vilma Espín, mujer de la China Segundón-en-Jefe, que en una de las acostumbradas reuniones del Partido y el mal llamado Parlamento cubano, se quedó rendida, y las cámaras la captaron echando una siestecita de las buenas... ja, ja, ja.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres